9/03/2018

CORFÚ, LA PERLA DEL MAR JÓNICO

A pesar de que Corfú no es tan visitada como sus hermanas del Egeo, esta isla es la zona más turística que encontramos en nuestro gran viaje griego,ya que nuestra ruta es un tanto alternativa y original si la comparamos con los itinerarios habituales por Grecia. Habíamos leído tanto de la belleza de Corfú que cuando planeamos el viaje no nos pudimos resistir a incluirla en nuestros planes. Kerkira, su encantadora y animada capital, nos fascinó en cada esquina y a lo largo y ancho de la isla encontramos rincones de peculiar belleza para pasear y observar disfrutando del azul intenso del mar que nos embruja sin remedio.
¿Nos acompañas a conocer la perla del mar Jónico?


 

Corfú se encuentra al noroeste de la costa de Grecia continental, y al suroeste de la costa de Albania. Corfú y su nombre en griego, Kerkira, estan relacionados desde el principio de los tiempos con la mitología, según la cual Poseidón, el rey del mar, se enamoró de Córcira, una ninfa que raptó y retuvo en la isla, por entonces sin nombre, y como regalo de bodas le dió su nombre, Korkyra, la actual Kerkira. También cuentan que fue Corfú la isla a la que fue a parar Ulises en su regreso a Itaca… Pero vamos a dejarnos de historias, porque lo que nosotros os vamos a contar son 10 lugares de Corfú que nos enamoraron.

 

1.-KERKIRA

La capital de la isla, Corfú o Kerkira, es una de las ciudades más bellas de las islas Jónicas. En el pasado fue dominada por sicilianos, venecianos, franceses e ingleses y muestra de esta amalgama de culturas es su rico patrimonio arquitectónico:elegantes edificios, bellas mansiones, magníficos palacios e impresionantes fortalezas hacen de esta ciudad una auténtica belleza.

 

Para empaparnos de sus encantos lo mejor es pasear, disfrutar de su animado ambiente, y descubrir los rincones más interesantes de la ciudad.

La ciudad vieja,Palaiopoli, nos recuerda a otras muchas ciudades con herencia veneciana del Mediterráneo, como por ejemplo Pula, en Croacia.Está repleta de tiendas, cafés y restaurantes y nos cautiva desde un primer momento.Sus suelos pulidos en marmol, y las casas color pastel de estilo veneciano se suceden entre plaza y plaza.

Pero lo que quizá nos resulta más llamativo es el imponente campanario de la iglesia de San Spiridon,Agios Spyrídonas, conocida como la guardiana de Corfú.Se construyó en el año 1590 para guardar los restos del santo de mismo nombre y hoy día es un importante lugar de peregrinación.

Spiridon Corfú Furgobidaiak

Calle de Corfú con la iglesia Spiridon al fondo

En nuestro caminar llegamos hasta el Listón un amplio paseo que discurre entre arcadas que cobijan cafés, boutics y restaurantes y domina una gran explanada llamada La Spianada, según los corfiotas, la plaza más grande de Europa.

Paseo El Listón Corfú Grecia

Paseo El Listón

Esta amplia plaza se abre a un paseo marítimo que nos lleva por un lado al sorprendente museo de Arte Asiático, situado en el Palacio Real o palacio de San Jorge y San Miguel. Nos impresionó el robusto edificio de estilo neoclásico sostengado por una larga columnata y con la fachada oscurecida por el paso del tiempo. Es uno de los museos más importantes de Europa en su tema y el único de este tipo en Grecia.

 

museo de arte Asiático Corfú Grecia

Museo de Arte Asiático al añochecer.

 

Por el otro lado, el paseo marítimo nos conduce hasta la Fortaleza Antigua de Corfú una impresionante fortificación que, como otras muchas del Mediterréneo, fue construida por los venecianos.en este caso la construyeron sobre un antiguo castillo bizantino y está conectada con la isla por un puente. A la fortaleza se accede a través de una entrada abovedada con la figura de un león veneciano esculpido en marmol.

 

Fortaleza de Corfú Grecia

Vista de la fortaleza de Kerkira desde el paseo marítimo.

 

No nos cansamos de callejear y descubrir rincones con encanto, por eso y porque no nos costó aparcar en plena calle con la furgoneta repetimos visita un par de días. Como he dicho es una ciudad en la que merece la pena sumergirse.

 

2.EL PALACIO DE ACHILLEION, AXILION

Achilleion fue el palacio de veraneo de la emperatriz Sissí. Allí la emperatriz Elisabeth de Austria se retiraba y se alejaba por temporadas de la ajetreada y exigente vida de la corte de Viena. De hecho, este palacio se construyo a finales del siglo XIX por orden de la emperatriz y en honor a su héroe mitológico preferido, Aquiles. Tras la muerte de la emperatriz el palacio quedó abandonado hasta que el Kaiser Guillermo II lo compró y lo restauró. A lo largo de su historia ha sido hospital, cuartel y casino, hasta que en 1983 lo adquirió Turismo de Grecia.

Es un bello edificio rodeado de jardines y lleno de estatuas donde cobra especial importancia el héroe Aquiles. ¿Qué nos gustó en especial del Palacio?

La fachada trasera, donde tooodo el mundo se sacaba la foto de rigor. Pero no es para menos, ¿Sabíais que este fue el casino donde en “Solo para tus ojos” Roger Moore en el papel de Bond se asoma a la panorámica que se observa desde aquí?

 

Achilleon

Fachada trasera del palacio.

 

Los jardines, son un verdadero vergel y fueron realizados por los mejores jardineros del Kaiser.

Aquiles moribundo, ocupa un espacio singular dentro del jardín. Herido por la flecha clavada en su talón y con una expresión de sufrimiento era la estatua preferida de la emperatriz, según cuentan, porque le recordaba el suicidio de su hijo, el archiduque Rodolfo.

Aquiles Sissi emperatriz Achilleon Corfú Grecia

Estatua de Aquiles moribundo

 

El mirador, al fondo del jardín dos estatuas de “El corredor” y unas espectaculares vistas sobre la costa hacen que estos jardines sean de lo más espectacular.

La visita,aunque mereció la pena, nos coincidio con una buena tropa de autobuses turísticos cerca de las 10 de la mañana y resultó ser como estar en un hormiguero. Era la primera vez durante nuestro gran viaje griego que nos sentíamos tan rodeados por turistas.

 

3.-BENITSES

Playa Benitses Crofú Grecia

Es una animada localidad situada al sur de Corfú con una bonita playa. No tiene nada más de especial, pero su pequeño puerto es el lugar ideal para pernoctar con la furgo un par de noches.

 

4.-EL MONASTERIO VLACHERNA Y LA ISLA PONTIKONISI

Unos kilómetros al sur de la capital de Corfú,se encuentra esta bucólica estampa. Custodiado por humildes embarcaciones de pesca azules y blancas se encuentra el monasterio Vlacherna construido sobre un pequeño islote que está unido a la isla por un pasillo de hormigón. Poco tiene para ver el blanco y sobrio monasterio por dentro, apenas una capilla con una vela encendida dentro. Enfrente, como si fuera su espejo, la isla Pontikonisi guarda un monasterio que podría decirse gemelo… Dicen que esta es una de las postales más bellas de Corfú, aunque a nosotros nos decepcionó un poco.

Una de las vistas más bonitas de este conjunto se pueden tomar desde el Café Kanoni y no hay problema en llegar hasta el mismo muelle y aparcar allí, pero que no se os ocurra quedaros a dormir, porque está junto al aeropuerto y se oye el continuo ir y venir de los aviones.

 

5.-LEFKIMI

Ya ibamos avisados, habíamos leído que el norte de Corfú era espectacular y que el sur pasaba desapercibido. Y así es, también en nuestra opinión. Pero no quisimos dejar de comprobarlo por nosotros mismos, por eso realizamos una corta visita al sur de Corfú y su segunda ciudad más grande, Lefkimi.

Canal de Lefkimi Corfu Grecia

Canal de Lefkimi

 

La ciudad está situada en una amplia llanura rodeada de olivos y viñedos y es conocida por sus excelentes caldos. Su parte más encantadora la encontramos cuando el río la divide en dos y sus casitas de dos plantas se asoman como a un espejo. Es aquí donde decidimos sentarnos para comer en uno de tantos restaurantes, embelsados con el balanceo de las barquichuelas.

 

6.- AGIOS GEORGIOS

Nos ponemos en marcha para recorrer el norte de Corfú y una serpenteante carretera nos lleva de pueblo en pueblo, hasta que en Lakones nos detenemos en un café restaurante que se encuentra a la altura del semaforo que da paso a los coches de uno u otro sentido, a causa de la estrechez de la carretera. Es el primero de una gran retaila de cafés de grandes terrazas con una panorámica privilegiada sobre la costa de la isla. Es el lugar ideal para parar y tomar una refrescante Cerveza de gengibre, hecha de zumo de limón, gengibre y gas, deleitándonos con sus hermosas vistas.

Pero no os despiesteis porque lo que nosotros hicimos fue continuar en ruta hasta la bella bahía de Agios Georgios, ideal para darse el último baño del día,disfrutar de una puesta de sol, elegir cenar pescado en uno de tantos restaurantes que la flanquean y terminar de noche tomando un soberbio mojito en el bar de copas Vistonia, acompañados del sonido de las olas del mar. Nos pareció un lugar ideal para quedarse unos cuantos días y disfrutar de la auténtica tranquilidad. Como curiosidad contaremos que aquella playa tenía duchas, pero cada ducha tenía conexión con un restaurante o bar,así que debías ser cliente para poder ducharte.

 

7.-PORTO TIMONI Y AFIONAS

Bahías gemelas de Porto Timoni

Continuamos nuestra ruta hacia el norte de la isla subiendo hasta el pequeño pueblo de Afionas para poder disfrutar de unas de las vistas más bellas de Corfú.Por un sendero que parte del Restaurente Porto Timoni serpenteamos cuesta abajo durante unos 15′ hasta el punto en el que el camino nos regala la vista de las bahías gemelas de Porto Timoni.

En el trayecto de regreso nos paramos a observar desde las alturas la bella estampa de la bahía de Agios Georgios,desde donde sus arenas parecen más doradas y el mar más turquesa aun si cabe.

Pero no queda todo ahí, porque pasearse por el barrio viejo de Afionas y disfrutar de un perfecto pueblo griego “jroña que jroña” es todo un placer.

 

De camino, no os costará trabajo encontrar el banco más bello del mundo, desde donde tenemos las vistas de la isla Nisida Kravi, la costa y el horizonte. Quedaos y disfrutad de una puesta de sol de cine.

 

8.-PALEOCASTRICHA

La encantadora bahía de Paleocastricha, rodeada de colinas repletas de olivos y cipreses que llegan hasta el borde del mar nos enamoró a primera vista. No en vano es uno de los puntos elegidos por las familias corfiotas para pasar las tardes de verano. Nosotros hicimos lo mismo. Aparcamos en el amplio aparcamiento que hay junto a la playa y almorzamos de “toalla y sombrilla” en Agios Petros, una preciosa calita donde se alquilan botes y lanchas para el día y que queda justo al otro lado de la elegante bahía donde se encuentra la popular playa Agios Spiridon.

 

Allí es donde pasamos la tarde, alquilamos unas pedaletas y recorrímos parte de la costa observando a nuestro paso pequeñas grutas, y la encantadora costa que rodea el lugar. También aprovechamos para hacer snorkeling, otra actividad que nos encanta y no cuesta nada si te llevas tu propio equipo 🙂

 

 

El atardecer es el momento perfecto para subir andando al monte que domina la parte derecha de la bahía y visitar el monasterio que hay en lo alto. Está dedicado a la virgen de mismo nombre y fue construido en el siglo XII. Nosotros no nos lo eperábamos, pero había que pagar entrada y ataviarse con ropajes largos que te prestan al entrar. El interior contiene espacios ajardinados de gran belleza y tiene magníficas vistas sobre el mar y la costa. No dejeis pasar esta oportunidad y terminad el día con una puesta de sol.

 

9.-CANAL DEL AMOR

 

Cerca de Sidari encontramos el Canal del Amor. Una estrecha entrada en la costa entre rocas de tonos blancos y asalmonados por donde corre el brazo de mar más fotografiado de toda Grecia. Lo cierto es que el lugar tiene su encanto, pero la gran cantidad de turistas que se agrupa en torno a él hace que pierda todo su glamour. El entorno está repleto de restaurantes y de algo que descubrimos en nuestro viaje a Grecia justo aquí: el Bar-pool. Se trata de bares con unas estupendas piscinas donde podemos darnos un refrescante baño mientras disfrutamos de la consumición. No podíamos dejar de contároslo 😉

 

10.-PLAYA LOGAS

 

En Peroulades encontramos una magnífica playa que tiene el encanto de reposar al abrigo de unos bonitos acantilados blancos, es la playa de Logas. En su parte alta tiene un amplio aparcamiento hasta el que llegamos con la furgo, y no nos pareció mala idea disfrutar de la tarde e incluso quedarnos a dormir y amanecer frente al mar. Pero enseguida nos percatamos del gran trasiego de coches que había a causa de un bar de lo más pijo: Logas The Sunset Beach. Fue por eso que cogímos nuestra furgo y nos fuímos con nuestra música a otra parte 🙁

 

Estamos seguros de que en tres días no conocímos la isla como se merecía y que nos quedaron lugares en el norte de su costa por disfrutar… Pero al menos nos quitamos el gusanillo de Corfú, la perla del mar Jónico.

 

INFORMACIÓN DE VIAJE:

¿CÓMO LLEGAMOS A CORFÚ?

Los ferries desde la Grecia peninsular zarpan casi cada hora a diario desde el puerto de Igoumenitsa, que fue nuestra elección. Aunque sabemos que también desde Patras se llega hasta la isla. El trayecto de ida y vuelta Igoumenitsa- Corfu/ Corfú – Igoumenitsa nos costo unos 120€ tres personas y la furgoneta.

Puntos para aparcar o pernoctar en furgo/autocaravana

Puerto de Benitses:   N39.54843º          E19.91254º

Playa Alykes (Lefkimi) :  N39.44607º                    E20.06038º

Aparcamiento junto al monasterio Vlacherna:   N39.59109º           E19.91676º

Parking de la playa Paleocastricha:   N39.67244º  E19.70150º

Playa Logas: N39.78703   E19.66661

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterEmail this to someone

Una respuesta a “CORFÚ, LA PERLA DEL MAR JÓNICO”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

También te interesará...

    No Related Post